Gordon Pask; Entre Eisenman y Venturi

axonometrica 0158 GORDON PASK ENTRE EISENMAN Y VENTURI

Gordon Pask; Entre Eisenman y Venturi

El texto de Gordon Pask[1] The Architectural Relevance of Cybernetics es de aquellos textos que desde la perspectiva actual, tocan hueso y aclaran la evolución de la arquitectura, más allá de lo estrictamente digital. El autor nos revela dos ideas fundamentales. Por un lado habla de la idea de la arquitectura como un sistema en constante evolución.

Los sistemas, sobre todo las ciudades, crecen, se desarrollan y por lo general, evolucionan. Una consecuencia práctica inmediata del punto de vista evolucionista es que, para su crecimiento sea saludable, los proyectos arquitectónicos deben incorporar normas para la evolución. En otras palabras, un arquitecto responsable debe preocuparse por las propiedades evolutivas.[2]

Si miramos para atrás, ¿no tiene esta idea algo, o mejor dicho, mucho que ver con la concepción eisenmaniana de una teoría abierta de la arquitectura, a la que hemos hecho referencia aquí en otros posts?

Un principio de complejidad compartido por ambos autores: ¿no es precisamente la imposibilidad de encerrar en un rígido cuerpo teórico y práctico todo el conocimiento relacionado con la arquitectura?

Si la arquitectura se entiende como un elemento en evolución, ¿cuál es el papel del arquitecto?

Para Pask y para Eisenman la tarea de un arquitecto es incorporar normas para la evolución, es decir, diseñar una estrategia evolutiva y aplicarse tácticamente en las consecuencias de esa estrategia. Pask no habla de diseñar, Eisenman no habla de diseñar, ambos hablan de controlar un proceso.

Y si miramos hacia adelante, ¿no resulta familiar la idea de procesos evolutivos con toda la investigación basada en procesos que se está desarrollando en la arquitectura en los últimos años?

Por otro lado Pask remite directamente a Venturi, a sabiendas o no, cuando afirma que al utilizar símbolos visuales, verbales o táctiles, el hombre dialoga con su entorno, que comprende sistemas de información, y también naturalmente, los edificios que le rodean.[3]  Es especialmente interesante que Pask vincule la condición simbólica de la arquitectura de la misma manera que lo hace Venturi. Pero Pask va más allá y destaca como máxima expresión de lo simbólico a Antoni Gaudí y especialmente el Parc Güell, que a nivel simbólico es una de las estructuras más cibernéticas que existen.[4]

Entender la obra de Gaudí como un sistema de información destinado a satisfacer funcionalmente las necesidades simbólicas e informativas del individuo establece un vínculo interesante entre Venturi, Gaudí.

Y es que detrás de las reflexiones generales de Pask, lo que late es un convencimiento de que la cibernética no solamente constituye y proporciona un metalenguaje para la discusión crítica,[5] sino que más allá de ser descriptiva, proponiendo una taxonomía de edificios y métodos, y de ser prescriptiva, guiando y liderando un proceso a través de la confección de planos por ejemplo, la arquitectura cibernética es productiva, es decir tiene la capacidad para realizar predicciones.

En palabras de Pask, la evidencia de que la arquitectura puede avanzar el futuro se hace evidente cuando afirma que por ejemplo, el desarrollo urbano puede moldearse como un sistema autoorganizado. Es interesante como aquí volvemos a Jane Jacobs, como una afirmación formal de ideas evolucionistas en arquitectura, y es posible predecir en estos términos hasta que límite será caótico u ordenado el crecimiento de una ciudad. [6]

Teniendo en cuenta que el texto de Pask está escrito en 1969, me parece relevante volver a la carga con la idea de que la arquitectura ha evolucionado de forma excepcional, basada en una componente y demanda social, vistos los movimiento contraculturales de esa época, y por tanto no deja de poner en evidencia todas las ideas reduccionistas que afirman que la arquitectura contemporánea no es más que el subproducto de la aparición del ordenador y del desarrollo de diferentes softwares asociados a la potencia de cálculo..

En otras palabras, sería mucho mejor definir la arquitectura de hoy no tanto como una arquitectura paramétrica, sino como una arquitectura sociométrica. Eso significa entender la arquitectura no tanto como la sucesión más o menos compleja de parámetros, sino como la interacción constante y dinámica de comportamientos sociales.

No cabe duda que la revolución digital ha sido determinante para la manera que tenemos hoy de entender nuestra sociedad. La ha transformado hasta niveles de complejidad inauditos. Sin embargo, me parece igualmente determinante remarcar que la revolución digital tienen un origen en una revolución social precedente. La revolución social de los años 60.

En la imagen una fotografía fija del video An Engine of Many Senses (2013) de Bill Seaman y Todd Berreth inspirado entre otras referencias cibernéticas en Gordon Pask y la idea de Analogue Computer / Maverick Machine. Más información en http://athanasius.trinity.duke.edu/projects/ems/ems.html

[1] PASK, Gordon, The Architectural relevance of cybernetics, Architectural Design nº6 vol. 7, Nueva York 1969. Y también en La significación arquitectónica de la cibernética en La digitalización toma el mando, editado por Lluís Ortega, colección Compendios de Arquitectura Contemporánea dirigida por Iñaki Ábalos, Gustavo Gili, Barcelona, 2009

[2] Op. Cit, PASK, 2009, p. 20.

[3] Op. Cit, PASK, 2009, p. 21.

[4] Ídem.

[5] Ibídem, p. 23.

[6] Idem.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: